Gelatina de Coco con Mango

A La Cocina con Fruta tropical

Ingredientes principales
2 cucharaditas de agua caliente
1 cucharaditas gelatina en polvo
500 ml de crema de coco
55 g de azúcar glas
2 cucharaditas de zumo de limón
½ cucharadita de extracto de vainilla
Mango fresco
Lima
Aceite de girasol

Para preparar la receta de Gelatina de coco con mango (Coconut jelly with mango)

Lo primero que hacemos es poner en un bol el agua caliente con la gelatina en polvo. Debemos espolvorearla bien sobre el agua para que no se formen grumos.

Mientras se hidrata la gelatina, ponemos una sartén al fuego con la crema de coco, el azúcar, el extracto de vainilla y el zumo de lima.

Calentamos a fuego lento, removemos para disolver el azúcar y dejamos que comience a hervir.

Incorporamos la gelatina y mezclamos bien hasta que se disuelva toda.

Pincelamos cuatro moldes pequeños con ayuda de un pincel untado en aceite vegetal.

Repartimos la mezcla en los recipientes y guardamos en la nevera durante 4 horas o hasta que se solidifique.

Para servir, desmoldamos la gelatina de coco sobre un plato en el que pondremos un trozo de mango y otro de lima.

Mango con Frutos Rojos

Ingredientes principales
1 Mango maduro
50 g de moras
50 g de arándanos
50 g de frambuesas
50 g de azúcar de caña
50 g de azúcar glasé
Para la crema pastelera:
4 Yemas de huevo
120 g de azúcar molida
50 g de harina
½ l de leche
1 vaina de vainilla

Para preparar la receta de Lasaña de mango y frutos rojos

En primer lugar, vamos a preparar la crema pastelera. Ponemos las yemas en una cacerola con la harina y azúcar y batimos hasta obtener una crema. Incorporamos poco a poco la leche bien caliente, pero que no llegue a hervir, junto a la vaina de vainilla.

Lo dejamos a fuego lento y sin que llegue a cocer, sin dejar de revolver de forma continuada hasta el punto de ebullición, 5 minutos o hasta lograr una consistencia espesa. Lo retiramos del fuego y lo dejamos enfriar antes de usar.

Con ayuda de una mandolina, cortamos láminas de mango de tres en tres. Untamos en una de las láminas un poco de crema pastelera. Espolvoreamos azúcar de caña y quemamos con un soplete.

Ponemos un primer piso de frambuesas sobre la crema pastelera. Untamos una segunda lámina de mango por ambas caras y la ponemos sobre las frambuesas. Volvemos a espolvorear el azúcar y a quemar. Colocamos unas moras.

Hacemos un segundo piso, repitiendo el mismo proceso, terminando con una capa de grosellas y arándanos.

Espolvoreamos azúcar glasé y servimos.